¿Se pueden usar nombres, o hechos, reales en nuestra novela? Duda de una escritora (resuelta)

Respondo hoy en mi blog a una duda que una escritora, Rosana, me ha planteado por email. No es la primera vez que me han preguntado si hay algún problema en usar nombres y lugares reales, o hechos reales, en nuestras historias de ficción. Aprovecho y dejo aquí la respuesta, que os puede venir bien a más escritores.

Este es el email que me mandó Rosana:

Hola, Diana:

Siempre leo tu página porque es muy interesante.  Si está en tus manos y no te molesta ¿Podrías resolverme estas dos dudas?

1-¿Podría sufrir reclamación por alguna de las personas que se sientan identificadas  en mi novela o porque haya forma de confirmar con  testigos que las personas “ficticias” de mi historia son ellos? He cambiado los nombres de los personajes y el lugar donde ocurre pero los “hechos” que cuento son reales, lamentablemente.

Puedo indicar en la publicación: “los hechos y los personajes son fruto de la ficción”, pero ¿Será suficiente para protegerme?
 

2-: En un cuento describo una ciudad con detalles de lugares y calles .Es decir muevo a los personajes allí. ¿Habrá  ley de los ayuntamientos que me obliguen a pedirles autorización?

Empiezo con la segunda pregunta, que es mucho más sencilla (y me la han hecho más veces, de lo que colijo que deber ser una duda más habitual entre los escritores)

¿Se pueden usar nombres concretos de calles, plazas, ciudades… en nuestro relato o novela?

Sí.

<p>Sí, se puede. Es más, incluso lo recomiendo. Como comento extensamente en este otro post en mi blog, los detalles concretos hacen más realista nuestra historia. Aquí explico por qué.

También se pueden citar nombres de restaurantes, marcas (de bebidas, coches, etc…), nombres de compañías… Eso sí: siempre que sea una mención casual y no se hable mal de esas empresas. Si hablas mal de ellas, puedes encontrarte con una reclamación por daños de imagen.
Pero si simplemente dices que “el protagonista ha cogido un coche X para ir al trabajo” o “se ha tomado una bebida X”, o “han cenado en el restaurante X”, no hay problema. Es más, les encantará aparecer en tu novela o relato… ¡es publicidad gratuita para ellos!
Vamos ahora con la siguiente pregunta, mucho más peliaguda:
¿Se pueden utilizar hechos de la vida privada de otra persona como base para el argumento de nuestra novela, relato o guión?
 En principio, no.
Necesitarías que esa persona te dé su autorización o su visto bueno.
La razón es que la ley (y la Constitución Española, en su artículo 18) protege el derecho a la intimidad de las personas. Concretamente, nuestra ley castiga:
La divulgación de hechos relativos a la vida privada de una persona o familia que afecten a su reputación y buen nombre, así como la revelación o publicación del contenido de cartas, memorias u otros escritos personales de carácter íntimo
Es decir, si te enteras de algo que le ha sucedido a una persona (bien porque es amigo/a tuyo/a, porque te lo cuenta un tercero, o gracias a tu profesión)  y escribes una novela sobre esos hechos, esa persona podría, efectivamente, demandarte. Y con mucha más base si lo que cuentas es algo que, de alguna forma, puede dañar su imagen.
La única excepción sería en el caso de hechos históricos o hechos que todo el mundo conoce (es decir, no los estarías revelando tú).
¿Solución?
La única solución es hablar con esa persona, enseñarle tu obra, y pedirle que te dé permiso para difundir su historia. Puede que te lleves una sorpresa y esa persona esté encantada con la idea, sobre todo si sale bien parada en la novela.
Si esa persona se niega, entonces deberías salvaguardar su intimidad, y no publicar esa historia. Es más, yo misma te pediría que no lo hicieras. Es una ofensa grave. A nadie le gustaría que alguien contara algo privado de su vida sin que haber dado permiso para que se difunda. (¿Te gustaría a ti?)
Pero, más allá de este debate, yo te preguntaría:
¿Por qué contar en una novela hechos de la vida de otra persona, habiendo, como hay, infinitas posibilidades de historias nuevas para contar?
¿Por qué no centrarte en contar historias creadas por ti, que pueden decir mucho más de tu visión del mundo y sacar lo mejor de tu talento? Al contar historias de otras personas podrías estar asumiendo que a ti no se te van a ocurrir ideas “buenas” u “originales”… y estoy segura de que eso no es cierto.
200 IDEAS PARA ESCRIBIR 2Porque las ideas para escribir son infinitas. Esa es la base del taller “1000 ideas para escribir“, que hemos llevado a cabo este fin de semana. Y si necesitas -o necesitáis- ideas para arrancar una historia, ya sabéis que podéis conseguir aquí mi manual “200 ideas para escribir”. Vais a ver como es imposible que os quedéis sin ideas.
Una cosa es inspirarse en una frase o un evento poco concreto (como los que yo regalo en ese manual), pero el desarrollo de la historia debe ser vuestro.
Tened confianza en vosotros/as: llevo más de 15 años impartiendo talleres y he visto que siempre, siempre, lleváis muchas ideas dentro. Sólo hace falta un empujoncito para que empiecen a caer, como manzanas maduras y germinen en preciosas novelas o relatos.
Ánimo y un abrazo,

Comments

  1. Sandra

    Hola, de inmediato entré a la liga para ver este artículo pues tengo un cuento corto de terror el cual se desarrolla en una ciudad real, en calles reales, pero personas e historia son ficticias. La crítica fue porque una persona sintió que encontró la casa donde se desarrollan los fatales acontecimientos. En el cuento no hay descripciones precisas de número, nombres de calles ni color y señales exteriores de la casa. El cuento no lo he publicado. ¿Crees que tenga que modificar la historia?

    1. Hola, Sandra: si tú no te has inspirado en una casa real, no creo que tengas que modificarlo. No obstante, si tienes ocasión de saber que, efectivamente, en la calle que mencionas, existe una casa similar, puedes variar su aspecto o -muy importante- no dar el número de la calle. También puedes evitar el nombre de la calle y decir simplemente el nombre del barrio.
      Es cierto que si se trata de una novela sobrenatural puede hacer que las personas de esa casa se sientan mal, o se asusten o que costara más vender la casa si deseasen hacerlo.
      Hay que tener cuidado y para nosotros, con nuestra imaginación, es fácil buscar una solución sencilla que evite problemas a los demás 🙂
      Un saludo afectuoso

    2. Jose Mesan

      Utilizo el nombre de un conocido doctor norte americano que esta vivo, su personaje es de un mentor de jóvenes para desarrollar el potencial que ellos no conocen, de hecho uno de los jóvenes es un personaje de un pintor de Europa del siglo diez y nueve. Ambos son buenos. ¿Hay algún problema ?

      1. Jose Mesan

        Utilizo el nombre de un conocido doctor norte americano que está vivo, su personaje es de un mentor de jóvenes para desarrollar el potencial que ellos no conocen, de hecho uno de los jóvenes es un personaje de un pintor de Europa del siglo diez y nueve. Ambos son buenos. ¿Hay algún problema?

        1. Puede haber un problema si el escritor llega a enterarse, y si tú estás ganando dinero con el libro. Podría demandarte por usar su nombre, su reputación y su imagen para vender más tu novela.
          Solucionarlo sería tan sencillo como cambiar el nombre, incluso podrías jugar con su nombre verdadero, de forma que quede insinuado que podría tratarse de él (pero no claro). Un saludo

  2. Rosana

    Hola . soy rosana. Gracias por los consejos. Sin embargo He consultado con un abogado y me ha exlicado que para la Ley, el “hecho2 no le pertenece a nadia. Que lo que debo hacer es cambiar los nombres, cambiar el lugar, etc. de tal modo que se pueda relatar el hecho sin dañar una imagen. Me ha dicho expresamnete”inicialmente si no existe una identificación clara, salvo que describa exactamente a la persona, entendemos que no se vulnera el derecho a la propia imagen.”.
    En cuanto a que se puede crear un cuento con el uso de fantasía es obvio. Tengo otros cuentos escritos que son creativos. Pero siempre digo que la realidad supera a la fantasia y todos tomamos cosas de la vida real cuando escribimos una novela o un cuento. Amén de que fuese un lrelato de aventuras o de ficcion que no es mi género.. En esta oportunidad quiero reinvindicar con mi relato la lucha de la mujer cuando tiene que afrontar la violencia de género y la ayuda importante que significa tener alguien que te extienda la mano cuando se está sola. Si leemos a Joseph Conrad por nombrar uno de mis favoritos, relata con lujo de detalles vivencias propias y ajenas de sus viajes. Hemingway es otro. cuando en el viejo y el mar deja pistas para darse cuenta que era la histroia de donde el protagonista es un canario emigrado a Cuba que conocio en su juventud en la costa africana. Por todo esto y , con todo el respeto que te mereces te diré que no coincido con tu respuesta. Un saludo cordial Rosana.

    1. Hola, Rosana: te recomendaría tener mucho cuidado con este tema. La ley siempre está abierta a cómo se interprete por parte de los jueces, o de qué te acusen exactamente los demandantes… Si te fijas, la duda que me preguntabas era “¿Me pueden demandar?”. Y la respuesta es, sin duda, sí. Si hay datos suficientes para que una persona reconozca los hechos de tu novela como los suyos propios, te pueden demandar. Y eso ya es un trauma por el que no hay ninguna necesidad de pasar (ni para el autor, ni para la otra persona).

      Como muestra, te dejo este artículo de un abogado especializado, precisamente, en este área. Verás que dice que, aunque lo que tú comentas es cierto (“lo sucedido no es propiedad de nadie”), él añade: “sus protagonistas o las personas que intervinieron en los hechos pueden ver vulnerados sus derechos personalísimos, especialmente cuando no se trata de personajes públicos”. (Como comentaba en mi artículo, los personajes públicos, por definición, tienen hechos que, antes de ser novelados, muchas veces ya son conocidos por todos).

      Continúa el abogado diciendo que no basta cambiar nombres, lugares y fechas, o comenzar diciendo ““Cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia”. Y especifica que “La recognoscibilidad (posibilidad de ser conocido) de una persona -al poder afectar a valores constitucionales como son la protección del honor, de la intimidad y de la propia imagen- debe entenderse de una forma amplia, de tal manera que para reconocer a una persona no es necesario que se utilice directamente su nombre o su imagen. Evidentemente se puede reconocer a una persona simplemente por los hechos y circunstancias de su vida o de su personalidad ”

      Es decir: si los hechos que narras reproducen tan exactamente lo ocurrido que esa persona puede reconocerse, es posible que otras puedan reconocerla. Y si esos hechos no la dejan en buen lugar… te arriesgas a una demanda. Tienes el artículo aquí: http://mymabogados.com/pura-coincidencia-contar-historias-basadas-en-hechos-reales.html

      Pero aparte de todo esto, insisto: ¿Por qué no preguntar a esas personas? Tal vez no les importe que divulguen su historia. Y si les importa, imagino que será porque lo que se narra no deja una imagen muy buena de ellos.

      Simplemente como un ejercicio, para que veas qué posibilidad hay de que te demanden: piensa en algún suceso de tu vida del que no te sientas muy orgullosa. Algo que conozcan solamente tus íntimos. Y ahora imagina que una persona escribe una novela sobre eso. Que tú la lees. Y crees que puede llegar a manos de personas que pueden reconocerte. Piensa tú misma, ¿qué harías? ¿Dejarías que corriera esa historia públicamente o, por el contrario, intentarías por todos los medios detenerla, por miedo a que te reconozcan? O más aún, tal vez incluso porque alguien use tu historia para ganar dinero con tu desgracia o con hechos de los que no te sientes orgullosa.

      Yo creo que muchos de nosotros demandaríamos en ese caso.

      Piénsatelo muy bien: no solo se trata de que tengas base para ganar ese juicio (a lo mejor, si has cambiado mucho los hechos, es así, no digo que no). No sé si conoces una vieja maldición gitana que dice “Que tengas juicios y los ganes”… Se trata también del mal trago, que puede durar años, de verte envuelta en una demanda de este tipo (amén de los costes de abogados), y del mal trago que puede suponer para otras personas. ¿Merece la pena? ¿No es mejor contar una historia inventada? ¿O una historia tuya?

      Un abrazo y espero que todo vaya muy bien.

  3. Rosana

    Hola Diana, hacia un tiempo que no entraba a leerte porque estuve abocada con las correcciones de mi libro. Muchas Gracias por tus comentarios y tus consejos. No te preocupes que todo irá muy bien. He trabajado sobre el texto para modificar cosas especificas, Si bien parto de hechos reales que se cuentan al inicio lo demás es fruto de mi imaginacion. Como te indique antes ya tengo un abogado que además de asesorarme en éste tema de la proteccion de imagen supervisó el contrato con la editorial asesorándome sobre cláusulas. Uso un seudónimo y necesitaba alguien que me representase en mi ausencia porque despues de la presentacion del libro en mi círculo viajo por un tiempo a Alemania por trabajos de mi esposo y lo aprovecharé al máximo para ambientar el tercer libro de la Serie. Estoy muy feliz con ésta mi nueva etapa y la estoy disfrutando mucho. Me gustaría leer alguna obra tuya que no esté relacionada con ésta actividad del blog, Indicamelo y compraré alguno de tus libros. Un abrazo y hasta siempre.

  4. Hola Diana,

    Antes de nada, enhorabuena por el artículo. Es muy claro y puede ser de mucha ayuda a la hora de tomar decisiones estructurales. Soy abogado y lo cierto es que es un tema complejo para el que no hay una respuesta universal, ya que depende de mil cosas: del texto en concreto, de la difusión que se haga del mismo, de la susceptibilidad de la persona aludida…

    De todos modos, aprovecho para hacerte una pregunta sobre la que me gustaría conocer tu opinión como profesional: estoy escribiendo una breve novela en la que utilizo personajes reales (en concreto, políticos nacionales muy conocidos) fácilmente reconocibles por su descripción fisica y a los que identifico por su nombre de pila, pero les hago protagonistas de una historia completamente inventada y que incluso sucede en el futuro (dentro de 30 años). Aunque el tema en sí es una sátira política no personalizada, entiendo que no hay problema, ya que ni estoy tomando elementos reales de la vida íntima de nadie, ni mucho menos vulnerando su honor, ya que todos los hechos que suceden en la novela son ficción. Además, y por si acaso, añado una nota al principio avisando al lector de que todo es ficción, que sucede en el futuro, que los personajes (todavía) no existen y que no se toma, por tanto elementos de su vida.

    ¿Crees que podría tener algún problema?

    Un saludo y, une vez más, enhorabuena por el blog

    1. Hola, Miguel: al tratarse de sátira y de personajes públicos, lo más probable es que no haya ningún problema. No obstante, asegúrate de cambiar los nombres (por ejemplo, en vez de Rajoy, Raploy o algo así) y si la imagen de alguno de los personajes va a quedar dañada seriamente… en ese caso, por si las moscas, mejor consulta un abogado especializado en estos temas. Mejor prevenir que curar.
      Un saludo afectuoso

      1. ¡Muchas gracias, Diana!

        Me quedo más tranquilo, seguiré con la obra así entonces y pensaré sobre el cambio de nombre de los personajes (esa es una de las cosas que más dudas me creaba, ya que uno de los puntos de fuerza de la historia está en imaginarse que se trata, precisamente, de tales personajes públicos y de ver su nombre en situaciones ridículas, aunque siempre desde el respeto).

        Un saludo y hasta la próxima,

  5. Arturo

    Hola Diana!

    Tengo una novela escrita sobre un hecho que me pasó hace poco. Cuando me decidí a escribir, no es que pensara elaborar una novela, pero sí tenía la necesidad de expresar todo lo que había vivido en los últimos meses, quizás como una catarsis que me ayudara a aceptar lo que había sucedido: me enamoré de un chico por internet que jugó con todos mis sentimientos sin importarle lo mas absoluto cómo me sentía (lo único que le importaba era engatusar a cualquiera que pasara por ahí para venirse a España a vivir, ya que su pais de origen no era comunitario y además, muy homofobo).

    La cuestión es que una vez redactado todo, le di forma y decidí confeccionar una novela.

    Mi duda es: ¿puedo mantener lo que tengo escrito. porque al fin y al cabo no doy nombres y solo mantengo tres o cuatro detalles que para mi son fundamentales (y esos detalles no indican para nada que sea él porque quizas pueda coincidir con 5000 personas mas, ya que éstos son muy generales? A fin de cuentas, lo que narro es lo que yo he vivido, cómo me he sentido y lo utilizado que he sido por este personaje y no se centra en describir su historia (aunque es inevitable narrar las cosas que él me decía -que pueden ser ciertas o no-). Yo no doy nombres, de hecho tiene otro totalmente diferente, ni digo que es gay (en la novela es amor heterosexual), pero sí mantengo la edad, el pais, la carrera que está estudiando, lo que me decía que hacía por las tardes y tambien expongo todas las relaciones que me contaba que habia tenido con otros chicos para ponerme celoso y que hiciera lo que él quería si no quería perderlo (en este sentido, los nombres de estas relaciones estan salvaguardados porque en la novela los he convertido en chicas, pero de una de ellas si cuento que él viajó un par de veces a Madrid para estar con ella y seguir engatusandola al igual que lo hacia conmigo). También digo que me hice pasar por un chico para ponerme en contacto con esa novia y descubrir que el susodicho estaba manteniendo una relacion paralela, y comento todo lo que me dijo: las relaciones sexuales que tenian, que a veces le hacia llorar, que tambien le mostraba todas sus “novias”, para hacer que tenga miedo a perderlo…
    Sé que podría inventarme muchas mas cosas, incluso, dotarian a la novela de mas movimiento en el argumento, pero no quiero que pierda la esencia de lo que fue, de todo ese sufrimiento vivido y de como evolucionó la relacion. Pero sobre todo, de mi incapacidad por hacerle el mas minimo daño en ningun momento, y apesar de temer el deselance (lo veiavenir desde hacía meses) no le guardo ningún rencor (de hecho esa novela no es para ponerlo verde jajaja).
    Es muy dificil, porque para mi esto no será nunca una novela, sino unas memorias de un capitulo de mi vida, por eso no quiero desvirtuarlo.
    Uff Diana, lo siento de veras por todo lo que te he escrito. Espero haberme explicado bien.
    Un saludo y un abrazo bien fuerte.

    1. Hola, Arturo: por los detalles que me das, parece que no tienes de qué preocuparte. No creo que en ningún caso se pueda identificar a ese chico del que hablas, y más si incluso cambias la orientación sexual y todo.
      Tienes razón en que muchas veces escribir nos sirve de catarsis para sentimientos que tenemos guardados; es una de sus muchas virtudes. Un abrazo y que vaya todo muy bien! 🙂

  6. Arturo

    Gracias por tu diligencia al contestar, Diana!!!!

    Me alegra lo que me dices, porque para mí es muy importante contar lo que cuento y que no se desvirtúe en una historia diferente. No por nada, sino porque es lo que he vivido y el motivo que me impulsó a escribir sobre ello. Además, en ese proceso analizo, acepto e integro en mi vida lo que me ha sucedido. Muchísimas gracias por tus consejos. Eres un sol 😉

    PD: Con respecto al uso de canciones, supongo que por incluir o mencionar títulos de canciones no hay ningún problema, porque he leído libros que así lo hacen, pero… ¿Puedes copiar la letra completa o hacer un símil de una cancion con tu vida, comentandolo verso a verso, citando, claro está, el nombre de la canción y el grupo o cantante al que pertenece?

    Saludos

  7. Un saludo… me parece muy interesante todo lo que aquí se comenta.
    Quiero plantear otro caso que me afecta… desarrollo una trama ficticia que aprovecha hechos reales y protagonizadas por una organización real.
    Imaginen que escribo una trama con pederastia e incluyo al Opus Dei, o bien al arzobispo de Barcelona, aunque nunca aparezca su nombre, solo el cargo.
    Podría haber algún problema.
    Muchas gracias por adelantado.

    1. Sí, Juliá, podría haber algún problema. Si fuese todo ficción, imagino que puedes acogerte a que es inventado. Pero siendo algunos casos reales… Te recomendaría, para quedarte tranquilo, que consultases con un abogado especializado. Yo conozco la información básica, pero a nivel escritor/a, pero para estos casos es mejor que te asegures con un especialista del ramo.
      Un saludo!

  8. Pingback: ¿Quieres convertir tu vida en una novela? Tendrás que hacer esto: ‹ Diana P. Morales, consejos e inspiración para vivir una vida creativa y desarrollar tu talento.

  9. Marce

    Hola, di de casualidad con tu Blog y me parece muy interesante todo. Estoy escribiendo algo que involucra a escritores muy conocidos e importantes de la literatura universal, por ejemplo Poe, Lovecraft, Tolkien, todos en un universo donde no son solo los escritores que todos conocemos, y me surgió la duda si eso se puede hacer, o habría algún problema legal por usar sus nombres, o nombres de algunos de sus personajes en un contexto totalmente diferente al usual.

    Gracias y espero me haya expresado bien, porque realmente no se muy bien como formular estas consultas…

    Muchas gracias!

    1. Probablemente no hay ningún problema, en especial si no se habla mal de ellos (es publicidad gratuita). Piénsatelo o consulta con un abogado si vas a escribir algo que pueda dañar su imagen.
      Ah, y cuidado también con Tolkien: en nuestro país, los autores conservan los derechos sobre su obra hasta 75 años después de su muerte. Los otros dos no estoy segura, pero Tolkien seguro conserva sus derechos. Eso quiere decir que si Gandalf aparece en tu novela (por ejemplo) la editorial o los herederos de Tolkien podrían reclamarte el pago de derechos. Un abrazo

  10. Daniel

    Hasta hace poco escribia solo fics en wattpad pero ahora dare el siguiente paso y escribire una novela de fantasia epica propia.

    mi pregunta es, puedo usar nombres de casas reales historicas? Por ejemplo Lancaster? solo el nombre la novela no tendria nada que ver.

    Voy muy seriamente con este tema y me gustaria contratar a un Caetografo para que me elabore un mapa, cuanto costaria?

    Si publico mi novela en Wattpad y despues la hago comercial no hay problema?

    Y hay personas dedicadas a crear idiomas?

    1. Hola, Daniel: al tratarse de casas nobiliarias muy antiguas, probablemente no haya problema en que uses sus nombres, no te preocupes.
      Desde luego, hoy en día puedes contratar todo tipo de servicios para tu novela: cartógrafos o dibujantes, correctores, expertos en idiomas… Lamentablemente, no puedo ayudarte con los precios, o dónde encontrarlos, ya que son servicios que no ofrezco yo, pero seguro que si buscas por google te aparecerán. Saludos y que vayan muy bien esas novelas.

  11. fatima hernandez

    Hola Buen dia mi nombre es fatima, quiero escribir la historia de mi vida.

  12. Andrea Carolina Dallia

    Hola querida Diana, hace un par de meses empecé con mi sueño de escribir una novela (género drama-romance), es una historia de ciencia ficción, solo que tomé dos o tres personas de la vida real, que me gustaría que tuvieran una relación de amor, claro que es todo inventado. Mi duda es, ¿podría haber algún problema con esas personas? sólo tomé características físicas y de comportamiento, profesión real, cambié los nombres reales, ¿algún problema? Debería cambiar eso también. Aguardo comentarios.

    1. Sin duda, cuanto más cambies, mejor. Depende también del tipo de relación que tengas con ellas; no es lo mismo si son personas famosas a las que has visto por televisión, que si son tu hermana y tu prima. Las primeras es poco probable que lleguen a enterarse o darse cuenta de que están en tu historia -aunque si lo hicieran puede que te demandaran; las segundas, es mucho más probable que se den cuenta y podrían enfadarse bastante.
      Yo siempre os pregunto lo mismo, ¿por qué no INVENTARSE personajes, en lugar de tomar personas que ya existen? Es más imaginativo y más respetuoso para con las personas a vuestro alrededor. Un abrazo y espero que todo salga bien

  13. Lizett Azcón

    ¡Hola, Diana! Me fascinan tus artículos.
    El día de hoy vine a buscar algo como esto porque mi hermana está escribiendo una novela romántica. Es sobre su equipo de fútbol favorito. ¿Podría meterse en problemas si escribe una historia de romance, que gira en torno al capitán de dicho equipo (está usando el nombre real del equipo, cambiando únicamente el del capitán, los jugadores, el entrenador y el dueño)?

    1. Hola, Lizett. en principio, si todos los personajes sí que son completamente inventados y ni los nombres ni ellos se parecen a ninguno de los futbolistas REALES de ese equipo (que se asegure de eso) no debería haber problema. Un saludo y seguimos en contacto por aquí. Espero que llegue a buen puerto esa novela 😀

  14. Tengo un dilema respecto a este tema. Resulta que tengo en proyecto algo que se podría denominar novela, que estará ambientada en la década de los 80 en Inglaterra. El primer nombre que marca tal período es Margareth Thatcher sin duda alguna, por lo que me ha surgido, ¿sería conveniente utilizar estas personas directamente -Thatcher, Reagan, Isabel II por contar algunos ejemplos-? Hay que tener en cuenta que, salvando Thatcher, quizás Isabel II, serían puras referencias históricas o más espacio-temporales, que de auténtico contacto o cierto protagonismo. En caso contrario, lo idóneo sería seguir usando el resto de personas reales -si uso los otros como referencias-, pero no sé hasta qué punto podría ser lícito su empleo como personaje secundario, en cierto modo.

    Tampoco es una novela histórica, sino literatura gótica que tiene como protagonistas a la familia Ashford -procedente de Resident Evil Code: Veronica, propiedad de Capcom, de forma que no tengo absolutamente ninguna intención de venta o de lucro a su costa, sino puro “amor” y pasión por la familia y el género gótico-.

    1. En absoluto, no hay que cambiar esos nombres. Aparecen simplemente como telón de fondo, como parte de la ambientación de otra época. Es perfecto así. Diferente es que la novela girase en torno a Thatcher y SE INVENTASE cosas sobre ella o sobre su vida, convirtiéndola en un personaje de ficción. Pero no es el caso, así que no hay ningún problema. Un saludo

      1. Entonces, no hay problema en usar personas como ellos en referencias o recreando alguna intervención. Sobre lo de Thatcher sería que, por ejemplo, tuviera contacto con un personaje de ficción propio. Pero no sólo ella, sino en general cualquier otro personaje histórico. ¿Ahi habría problema? Aparte de que si tuviera que recrear en algún momento a Thatcher sería basándome enteramente en la persona, sin inventar nada, aunque que contacte con un personaje de ficción sería “invención” a fin de cuentas.

        Gracias por la anterior respuesta, me alegra que no haya problemas, sobre todo como historiadora.

  15. JAIME COSTA ARRIBAS

    Soy una persona mayor que nació en la Guerra Civil. Hijo de un maestro condenado a muerte en principio y que permaneció de por vida encerrado, al conmutársele esta pena entre cárceles y sanatorios, de los que el franquismo utilizaba con el pretexto de locura para evitar que salieran libres, Como en otros muchos casos, a pesar de los informes positivos de las autoridades, prevaleció el negativo del cura, Lo que le condenó de por vida. Estoy jubilado, he publicado Poesía y cuentos, pero siempre tuve la intención de escribir sobre aquel cura que me dejó sin padre al poco de nacer en aquella guerra de curas contra maestros.

    He acabado una novela titulada “El Cura” donde aparecen todos sus circunstancias con total crudeza. Su informe que condenó a mi padre y sus lúbricas aventuras con alguna moza del pueblo que era voz del pueblo y que conozco por terceras personas.

    Aparece con su nombre y apellidos, Pues publico su informe y lo menciono en la novela. Al Final me desahogo con un romance: “Tu alma debía ser negra, como tu sotana” (epílogo)

    También aparecen Personajes históricos, afines al franquismo que influyeron y ordenaron represiones: Vallejo Nájera, psiquiatra del régimen o José María Pemán, Cuya circular contra los maestros es un ejemplo de fascismo puro en el mejor de los casos. También la opinión de algún componente de la iglesia en el mismo sentido.

    Me falta una última corrección. Quiero publicarla. Tiene 227 páginas.¿Puedo tener problemas?

    Gracias

    Un saludo

  16. Charles Liborio

    Hola, tengo una duda. Estoy escribiendo una novela de ficción policíaca erótica donde se ambienta en la ciudad de Los Ángeles, CA. Quería saber si no hay ningún problema por mencionar a artistas musicales y actores de Hollywood, No habla sobre ellos, sino es sólo mención en los diálogos de los personajes, solamente he mencionado a 5 artistas, una vez a cada uno. También una discoteca, ¿habrá algún problema?

  17. William

    Hey! Gracias me aclaraste muchas dudas, pero quería también aclarar una que tengo espero me ayudes, estoy haciendo una novela en la que incluyó dioses de lovecraft, ¿hay algún problema si los uso?

    1. Hola, William: al haber transcurrido más de 75 años de la muerte de Lovecraft, sus obras ya no tienen derechos de autor (al menos en España; infórmate de cuánto duran los derechos de autor en tu país, que no sé cuál es). Una vez sus obras ya no tengan derechos, puedes usar sus personajes sin problemas. Un saludo.

  18. Pingback: Dudas de escritores respondidas – Diana P. Morales, consejos e inspiración para vivir una vida creativa y desarrollar tu talento.

  19. Gino mollo

    Puedo usar nombres de instituciones tales como: ONU, OTAN, cruz roja.
    Es para una novela militar.

  20. Jhyung

    Bien, hola Diana, mi pregunta puede sonar tonta, de hecho creo que sí lo es. Igual quiero hacerla, está es “Hay problema alguno si al estar escribiendo una novela, decido poner imágenes?” Ya sabes a lo que me refiero, para … Dar más realismo a la historia?, Bueno no estoy segura de por qué la gente pondría imágenes en sus libros, bueno esa es la cuestión, y hablo sobre todo de imágenes que no sean de la autoría de uno mismo, imágenes que haya uno tomado de algún lado de internet o de otro libro por ejemplo?… Entonces con este acto me preguntó si habría problemas? Sí la obra que estés creando dejaría de tener derechos de autor o algo por el estilo, me preguntó si la gente que coloco esas imágenes en internet o los libros o de dónde fuese que hayas sacado las imágenes, tendría o podría reclamar que una persona haya puesto sus imágenes sin permiso alguno. Es eso posible? …
    En realidad tenía otra pregunta algo igual de absurda que la anterior, bien, la duda de si yo pusiera a un artista o musico, si yo lo mencionara en algún libro al parecer no habría problema ya fue aclarado en una pregunta de alguien más, por eso solo resta está pregunta y y es …”qué pasaría sí yo pusiera en alguna parte de un libro que estuviese escribiendo la letra de una canción la que fuese, sería malo eso?” Igual como en lo anterior, sería posible que esté acto le quitara derechos de autor o algo así? Igual puede uno meterse en problemas por eso? Por poner partes de la letra de la canción de algún artista o grupo de cualquier género musical eso estaría fuera de lo legal?. Espero puedas responder mis dudas por favor, y si llegas a hacerlo, gracias por ello.

    1. Hola, Jhyung: las imágenes tienen la misma protección intelectual que las palabras, por lo que deberías, como mínimo, citar a los autores de las que vayas a usar en tu libro. Y si el libro tiene ánimo de lucro (si vas a cobrar por él y los beneficios no van a una ONG), de hecho, deberías hasta pagarles.

      Respecto a la duda sobre la letra de la canción: si decides poner una letra, por ejemplo, de Alejandro Sanz, y ESPECIFICAS que es de Alejandro Sanz, no pasa nada. Pero si usas esa letra, que es de Alejandro Sanz y FINGES que es la letra que ha escrito uno de tus personajes -que se podría llamar Alberto Sánchez- entonces te puedes enfrentar a una acusación de plagio, efectivamente.

      Espero haber resuelto tus dudas y que te animes a usar siempre solo material tuyo, un saludo afectuoso 🙂

  21. David

    Hola Diana!

    Tengo una duda. He encontrado un sitio real para ambientar mi novela, es un hotel, con cierta fama ¿tendria algun problema si pongo a mis personajes allí aprovechando las historias que corren sobre el? graicas

    1. Pues es bastante probable, si esa “cierta fama” no es muy buena. Si llegasen a enterarse de que has atribuido “cierta fama” a ese hotel y has usado el nombre y la ubicación real, efectivamente, podría ser motivo de demanda. Lo mejor es que te inventes un nombre, aunque te inspires en las historias o lo que sabes de él (cuidado, que no sean detalles tan concretos que sirvan para identificar al hotel en cuestión). A tus lectores les va a dar igual y tú quedas protegido. Un saludo y suerte con esa historia.

      1. David

        Gracias Diana! al hablar de “Cierta fama” me refiero a que corren muchas historias sobrenaturales sobre él. Es un lugar fantástico, del que se ha hablado mucho, en programas, documentales, etc… pero claro, no es lo mismo que filmen en la tele, que yo escriba sobre él, con su nombre y su ubicacion ¿Verdad?
        Gracias!

        1. Es probable que las cadenas de televisión hayan hablado con los dueños y hayan pedido permiso (e incluso puede que le hayan pagado derechos de imagen, etc). Puedes intentarlo tú también, si ellos juegan con eso. Quién sabe… y si no, siempre te queda el recurso de inventar tu propio hotel con tu propio nombre.

  22. Juan Pedro

    He dado con tu blog por casualidad y leído todos los comentarios. Tengo una duda que no me queda clara, puedo escribir una ficción en torno a un personaje real actual, si en la misma no hay nada personal, ni que atente con su persona, ni use su vida privada? Es decir, la obra utilizaría sólo la faceta conocida del personaje. Sería escribir una trama sobre un futbolista, en la cual siendo este futbolista protagonista sólo sería utilizado como centro de donde nace el argumento y se desarrollan los acontecimientos. Muchas gracias.

    1. Si es el protagonista, no debes usar al personaje real con su nombre real.
      ¿Por qué no usar un “personaje inventado”, con otro nombre, aunque esté en cierta forma inspirado en ese futbolista u otros? Ya te lo digo yo: porque usando el nombre del personaje real, la novela tendrá más tirón, más interés y más posibilidad de vender. 😉 Por eso mismo, si el futbolista se entera, te demandaría por usar su imagen sin pagar derechos de imagen (que, en el caso de una persona famosa, deben ser carísimos).
      Diferente sería que la novela girase en torno a un futbolista inventado y, en un momento dado, se encuentra -qué te digo yo- con Iniesta en un hotel e intercambian un par de palabras. Para eso no hace falta pedir permiso -porque ni va a quedar mal, ni tú vas a lucrarte con su nombre, ya que no la podrías vender como “la novela sobre Andrés Iniesta”.
      Espero que te haya quedado claro, un saludo,

  23. Juan Pedro

    Muchas gracias Diana, por tu tiempo y tu respuesta. Un saludo.
    Juan Pedro

  24. Mirian

    Hola Diana. Yo he escrito una novela romántica. He descrito a uno de los personajes como el director de una famosa revista. ¿sería un problema? El personaje es inventado y no desprestigia la marca. Gracias

  25. David

    Hola Diana!

    Tengo esta duda: me gustaría saber como plasmar una conversación de whatsapp o sms entre dos personajes: la pongo con guiones como si fuera un dialogo normal, o la escribo entre comillas o poniendo los nombres primero y dos puntos. Es un lio, gracias!

    1. Mejor la última opción, David: entrecomillada y con los nombres arriba y dos puntos, como si fuese casi un guión de cine. No te preocupes, que es algo tan nuevo que premios y editoriales aún no tienen un formato estándar, así que, con que se entienda bien y se deduzca que no es un diálogo normal (evita las rayas/guiones de diálogo) seguro que va bien. Un saludo.

  26. Eduardo K

    Hola, Diana!

    Yo estoy escribiendo una novela basada en hechos reales donde cuento unos problemas que tuve en el instituto con algunos profesores. Entonces me pregunto si podrían demandarme aunque yo cambie sus nombres y nunca diga cuál es el instituto.

    En la novela yo no cuento nada de su vida privada, cuento cosas que me hicieron/dijeron -buylling, moving…- y por supuesto les dejaría en mal lugar porque no eran buenas personas (por decirlo suavemente). Se podría decir que incluso son protagonistas…

    Espero que se pueda hacer de alguna forma para no tener problemas porque la “solución” que dices arriba de que me den permiso sería imposible -la cosa acabó regular…-

    Un saludo!

    1. Para asegurarte, además de cambiar sus nombres intenta cambiar detalles concretos de la historia. Te pongo un ejemplo un poco tonto: si uno de ellos te castigó duramente porque te pilló leyendo un cómic y no dijo nada a otro compañero que estaba leyendo una novela, en tu novela puedes hacer que el castigo venga porque estás dibujando. Lo mismo con insultos u otras acciones que pudieran hacerte y, por supuesto, cambia la asignatura que impartía cada uno.
      De todas formas, cuando la termines, quizá estaría bien que hablaras con algún abogado especializado en estos temas, para no pillarte los dedos -si vas a publicarla con alguna editorial y crees que hay forma de que les pueda llegar. Un saludo y mucha suerte.

  27. Kathy

    Me quedé con una duda. Si yo, por ejemplo, quisiera escribir una historia ligada al “showbiz”, ¿puedo armar todo un conflicto en torno a lo que el protagonista debe o no debe hacer para ganar un Oscar (o un SAG, Globo de Oro, etc)? O, al igual que las marcas, ¿las instituciones deben ser nombradas de manera casual y no comprometerlas de ninguna manera que pueda ser negativa?
    ¡Saludos! 😀

Add A Comment